de importancia

Semefo de Tijuana… similar a campo de exterminio

enero 18th, 2019 | by Redacción
Semefo de Tijuana… similar a campo de exterminio
Noticias del día
0

A Nicandro por lo menos en dos ocasiones lo han bajado del taxi, su olor, le dijeron, invadió el espacio reducido y se clavó en la nariz de los ocupantes y del chofer. No era cualquier aroma, le reclamaron, era un perfume que les recordaba la muerte.

Nadie en ese auto estaba equivocado, este hombre de mirada dura y los años encima trabaja desde hace más de una década en un edificio al GqUuAeRDARcada mes llegan alrededor de 350 cadáveres. Es el Servicio Médico
Forense (Semefo) de Tijuana, que tiene capacidad para 150 cuerpos.

Se trata, pues, de una ciudad fronteriza convertida hoy prácticamente en la capital del homicidio en México, con 2 mil 518 personas asesinadas en

2018 —según el informe de la Secretaría de Seguridad Pública del estado

—, además de otros 154 que son parte de la estadística de homicidios culposos, y el resto, de quienes mueren porque sí.

Pero es justo el aumento de la violencia lo terminó por colapsar las oficinas de Semefo, un edificio de dos pisos, color crema, con carencia no solo de personas sino de casi todo. Sin herramientas suficientes de trabajo para su personal y sin equipo para mantener la dignidad de quien alguna vez tuvo vida: los cuerpos.

“Ahora si como dicen, uno carga con el muerto encima, bueno, por lo menos con el olor”, dijo Nicandro en medio de una sonrisa casi sacada a fuerzas, después de recordar cuando lo sacaron del taxi, “pero así es, si no hay ‘refri’, si hay tanto muerto, si no hay como tapar el problema, hasta la familia le dice a uno”.

La imagen del horror

En WhatsApp circula una imagen tomada desde un celular que evidencia la situación interna: es la fotografía de una pila de cadáveres panza arriba, las piernas enlazadas entre uno y otro, recostados sobre dos sábanas: una de tela blanca y otra roja. Desnudos, ensangrentados, torcidos… abandonados.

Con la imagen está el mensaje: —¿Y eso?

—No es un campo de concentración de los nazis, es el actual Semefo Tijuana.

Nicandro (nombre ficticio para evitar represalias) dice no recordar la fecha de ese mensaje, pero asegura que no tiene más de dos meses, que es rea. Alguien más, otro empleado, advierte que tiene un poco más de tiempo, pero que sí fue el año pasado, que incluso las condiciones de la institución desde que empezó a resquebrajarse, aún son insostenibles.

“Eso ocurría por dos razones, porque el Ministerio Público tardaba en liberar los cuerpos… Semefo no tiene la capacidad de albergar tantos cuerpos ante la demanda de espacios. En ocasiones ha ocurrido algo en la actualidad —enero— pero sin llegar a ese punto”, lamenta

La necesidad ha obligado al Gobierno de Baja California a declararse incapaz de hacerse responsable por si solo de la situación, optó por llegar a un convenio con empresas particulares, como funerarias, para encargarse de recoger los cuerpos en las escenas de homicidio y entregarlos al servicio médico.

Aunque las responsabilidades de los trabajadores de esas compañías son unas, las necesidades son otras. “A veces los compañeros llegan y se tienen que meter para ayudarnos a cargar, nos prestan guantes porque ni eso tenemos y así, sin nada y hasta sin pago, trabajamos con lo que tenemos”, dice Nicandro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *