Se oscurece panorama del empleo femenino

mayo 27th, 2019 | by Nino Canun
Se oscurece panorama del empleo femenino
Y usted que opina
0

ruben.migueles@eluniversal.com.mx

El menor dinamismo del mercado laboral ha complicado la de por si difícil situación de lasmujeres trabajadoras en México durante el arranque del año, lo que redujo sus oportunidades de empleo y aumentó las cifras de desocupación.

La desaceleración económica y los recortes de personal, tanto en el sector público como privado, han afectado la generación de puestos de trabajo en el inicio de 2019, lo que han impactado en el empleo femenino.

De acuerdo con los datos más recientes del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), de cada 10 puestos laborales que se abren en México, seis son para hombres y cuatro para mujeres, lo que muestra que persiste ladiferencia en generación de plazas por género.

La información oficial revela que la cantidad de empleos formales creados para mujeres ascendió a 115 mil 121 plazas durante los primeros cuatro meses del año, cifra 29.2% inferior a la reportada en 2018, y 37.6% menora los puestos generados para hombres, constituyéndose como el nivel de apertura de plazas más bajo de los últimos cuatro años para un periodo similar. Incluso fueron 15.5% menor a los generados en el primer cuatrimestre de 2013, primer año del sexenio anterior.

Este problema ha sido más grave en algunas entidades del país, donde la desaceleración del mercado laboral es más intensa.

Tales son los casos de Chiapas, Guerrero y Morelos, donde no sólo no se crearon nuevas plazas, sino que 2 mil 48 trabajadoras perdieron sus empleos, con lo que el número total de la población femenina ocupada adscrita al IMSS en dichas entidades cayó 0.9% en los primeros cuatro meses del año.

Por otra parte, en 16 entidades se crearon 59 mil 839 plazas ocupadas por mujeres en el primer cuatrimestre del año, cifra 49.7% inferior a los 118 mil 864 nuevos puestos adscritos a trabajadoras en dichos estados durante el mismo periodo del año anterior, y 37.3% menor a los ocupados por la mano de obra masculina.

Entre estos casos destacan la Ciudad de México y el Estado de México, que por sí solos concentran una cuarta parte de los empleados adscritos al IMSS en el país. En estas entidades 9 mil 310 trabajadoras lograron colocarse en algún nuevo puesto generado por el sector formal en el primer cuatrimestre de 2019, cifra 73.9% inferior a las 35 mil 680 mujeres que lograron ocuparse el año pasado.

“La situación laboral de la mujer se ve afectada por una serie de variables, no solamente por la situación económica el país. Son muchas las situaciones que afectan la participación femenina en el mundo del trabajo formal, que las obliga a ir al subempleo o a la informalidad y no el trabajo digno y significativo que queremos”, comentó Mónica Flores, presidenta de ManpowerGroup Latinoamérica, empresa global especializada en capital humano.

Participación. La ejecutiva explicó que en el tema del trabajo de las mujeres hay una triple amenaza.

“Por un lado, tenemos pocas mujeres tomando decisiones en puestos directivos; en segundo, estamos sobrerrepresentadas en sectores que van a disminuir con la automatización, con labores repetitivas, operativas y de contabilidad, y la tercera es que estamos subrrepresentadas en los sectores de mayor crecimiento, como ingeniería, ciencia, matemáticas, logística y medicina, principalmente, lo cual pone en desventaja a la mujer frente al hombre en el mercado laboral”, explicó.

Repunta el desempleo. La menor generación de trabajos en el sector formal también ha traído como consecuencia un repunte de la desocupación femenina.

En el primer trimestre de 2019, el número de mujeres desempleadas ascendió a 759 mil 684, cifra 13.2% mayor a la reportada en el mismo periodo del año anterior. La tasa fue superior al crecimiento anual de 8% reportado en el caso de los hombres.

Por edad, la mayor parte de las mujeres desocupadas se concentra en las jóvenes de entre 15 y 29 años, con 415 mil 446 trabajadoras (54.7% del total). Dicho monto representó un incremento a tasa anual de 14.2%, el repunte más alto entre los diferentes grupos de edades.

La mayor parte de las mujeres desempleadas contaban con secundaria completa o estudios medio superior y superior.

Mientras que 55% (414 mi) tenían estudios medio superior y superior, 34% (257 mil) contaban con secundaria al primer trimestre de 2019.

La directiva de ManpowerGroup consideró que el aprovechamiento de la mano de obra femenina también es un tema de negocios.

“Hoy, 50% de los empleadores en México dice que no encuentra el talento cuando lo necesita, y tenemos esta población femenina que está mejor preparada, que quiere entrar a un trabajo y no las estamos volteando a ver con la suficiente energía y proactividad para aprovecharla”, dijo.